Sudoración Excesiva Axilar

La sudoración excesiva o hiperhidrosis se localiza generalmente en la palma de las manos, la planta de los pies o axilas. Es un problema que afecta a millones de personas en todo el mundo, y se debe a una incapacidad del cuerpo en regular de forma adecuada la temperatura corporal. Sus causas no son el calor, ante el cual el organismo respone de manera adecuada incrementando la traspiración, sino causas hereditarias o por ansiedad, menopausia o como efecto secundario de ciertos medicamentos, que la única opción no quirúrgica de bloquear la hiperactividad de las glándulas sudoríparas es el botox combatiendo la excesiva sudoración de manos, pies o axilas.

Desde hace más de 15 años es utilizado en especialidades como oftalmología y Neurología en tratamientos de larga duración en niños y en cantidades 10 veces superiores a las utilizadas en el tratamiento de la hipersudoración.

Es un procedimiento realizado en consulta que es capaz de inhibir entre seis y dieciocho meses el neurotrasmisor responsable de la sudoración. El paciente puede incorporarse a la vida habitual de forma inmediata, pero el resultado podrá apreciarse a partir del tercer o cuarto día, y en la semana siguiente observará una reducción progresiva del sudor en la zona tratada.

estancia madrid